Mysteria

Denotando el cientificismo que vendrá más adelante y a modo de advertencia, por que ya se sabe, hay mientes no muy amigas de la ciencia y más bien refugiosas en patrañas y gorigoris, afirmo que a principios de los años setenta de la pasada centuria se pusieron muy de moda las llamadas líneas de Nazca.

Son unos dibujos, llamados geoglifos, que se encuentran en el desierto de Nazca en Perú. Estas líneas fueron posiblemente realizadas por los Nazcas, entre el siglo I y el VI de nuestra era, abarcan un sin fin de formas, desde simples líneas hasta complejas figuras, zoomorfas, fitomorfas y geométricas. Las descubrió el conquistador Cieza de León en 1547. A principios del siglo XX, las redescubre Toribio Mejía. La particularidad de estos trazos es que solo son apreciables en su totalidad desde el aire, dado su tamaño. Lo que ha dado lugar a infinidad de teorías pseudocientíficas sobre las mismas, basadas fundamentalmente en los extraterrestres. Que si señales, que si pistas de despegues, que si líneas trazadas desde el aire en naves espaciales, porque si no ¿como te explicas?

Casi por aquella época, aparecieron las piedras de Ica y se empiezan a vender libros del suizo von Däniken, en ellos trata de explicar el origen extraterrestre de la especie humana y se despachaban como rosquillas. Estas teorías, por decir algo, calaron mucho en la España de la transición, se recurría a ellas en conversaciones. Fue una idea muy aceptada la de los extraterrestres, acompañada también por la versión conspiranoica que no solo sugería, sino afirmaba, que los americanos tenían un extraterrestre preso en el desierto y que no dejaban que se informara sobre los OVNIS.

De entonces son también los Caballos de Troya, los misterios sobre el Triángulo de las Bermudas y Jiménez del Oso (creo yo que también las caras de Bélmez). Todo esto que narro, coincide en el tiempo con el aumento del consumo de derivados del cannabis y otras sustancias alucinógenas en nuestro amado país.

Incluso recuerdo por entonces, a Pablo el lechero en el Bar Alhambra, dibujando las citadas líneas en una servilleta, bastante intoxicado de porros y coñac con nuez moscada.

O a lo mejor era el chacra ese que se le había abierto.

De nuevo gracias a @viajando66 por la música

httpv://www.youtube.com/watch?v=vNV-YYP8q5E

8 responses

  1. Pingback: Bitacoras.com
  2. Gran tema Francisco,

    Siempre ha sido y será un tema controverso. hay personas entre las cuales me incluyo, a los que nos gustan los temas de misterio e investigarlos y otros a los cuales les parecerá una chuminada.

    pero la verdad es que estas cosas existen de verdad y en muy pocos casos hemos sido capaces de dar una razón científica cierta al por que de todo ello.

    Un abrazo

  3. … Y el chupacabras, el hostión de Roswell, la teoría de la tierra hueca, Dreamland, el bicho del Lago Ness, el Bigfoot…
    ¡cómo me gustaban esos temas!

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *


*